Blogia
perroscalientes

No solo quiero tu reflejo...

No solo quiero  tu reflejo...

De repente una delegación de jóvenes de todas las edades, invadió aquel lugar en Alsina, con capacidad total para unas 1086 personas...Los colores que emanaban del piso de la pista, por momentos me hacían recordar a “Fiebre del sábado por la noche”, pero lejos de lo retro de mi imaginación, las barras de los laterales y una tarima justo en el medio de la pista, fueron el escenario perfecto de un espectáculo aparte...

Por supuesto sobre los mencionados mini escenarios, había lindos (y no tantos) muchachos, pero eso si, todos con un físico privilegiado y digno del trabajo diario en el gym. Pero quisiera referirme a uno de estos chicos/adonis en particular...El, por supuesto, era muy rico de cara, con una dentadura que le iluminaba el rostro cada vez que sonreía, esos ojos tan luminosos como todo su cuerpo seudo aceitado, y la marca de cada uno de sus músculos que le invadían el cuerpo de una manera tan llamativamente prolija que daba envidia y además recreaba la vista de una manera!! (y no solo la vista, la entrepierna también sintió la ebullición de lo que veían mis ojos....que extensos son los reflejos muchas veces, no?)...Uno tan solo lo miraba e imaginaba pasar la palma de la mano por esos abdominales y sentía las profundidades de cada surco y cada relieve como si lo estuviera acariciando en realidad...Pero nada de esto fue lo que me llamó la atención, lo que sí pudo sacarme una sonrisa divertida fue observar como el muchachito en cuestión mientras bailaba, se bajaba los slips y mostraba su cuerpo sin un puto pelo, o giraba para mostrar su culito turgente y lampiño (el cual mas de uno, incluyéndome, hubiera marcado a mordiscones) se miraba al espejo que tenía frente de sí y adulaba, observaba y admiraba su propio cuerpo y postura, con una concentración digna de las prácticas que haría en el living de su casa, y cada tanto cuando se acordaba que estaba frente a una multitud danzante (y caliente, porque no decirlo) que lo miraba, les dedicaba una sonrisa amplia para inmediatamente concentrarse en la imagen tan divinamente contoneada que le devolvía el espejo...

Ahí nomás, me imagine como sería darse un revolcón con este muchachito...Imaginátelo haciéndote el amor, mientras se busca en el espejo más próximo para ver como lucen sus abdominales mientras su pelvis “palante y patrás” endurecen su culito, al cual también le presta obsesionada atención en algún reflejo cercano...

Si alguna vez junto el dinero para tenerte un par de horas en la noche, la tarde o la mañana, la primera orden que daré a mi mucama de turno será...”Me retiran todos los espejos de la habitación, me cierran las cortinas para que los vidrios no reflejen nada y me ocultan bien las pupas...No vaya a ser cosa que se me tiente y yo pase al enésimo plano...y sabelo, un amor tus abdominales, una porcelana tu cuerpo lampiño y sedoso pero "NO quiero solo tu reflejo...Está claro?!”

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres